Veinte nuevos ejemplares de cerceta pardilla han sido liberados en dos humedales de la Región de Murcia, con el objetivo de recuperar esta especie en peligro de extinción.

La suelta se llevó a cabo en las Zonas de Especial Protección para las Aves (ZEPA) de la laguna de Las Moreras de Mazarrón y en los Saladares del Guadalentín, en Alhama de Murcia, como parte del proyecto europeo ‘LIFE Cerceta Pardilla’.

María Cruz Ferreira, secretaria autonómica de Energía, Sostenibilidad y Acción Climática, liberando un ejemplar de cerceta pardilla en la laguna de Las Moreras de Mazarrón.

Estos nuevos ejemplares se unen a los 35 ya liberados desde 2023, en un esfuerzo conjunto por revertir el riesgo de extinción de esta especie y mejorar el estado de conservación de los hábitats acuáticos que habitan.

El proyecto ‘LIFE Cerceta Pardilla’ contempla 22 acciones en siete de los trece sitios críticos donde se concentra la mayor parte de las parejas reproductoras en España, con un presupuesto total de 6.374.972 euros.

A pesar de haber sido declarada extinta en la Región de Murcia en siglos anteriores, se han documentado casos de cría en Las Moreras en la última década, gracias a intervenciones para mejorar sus hábitats.

Importancia de los humedales

La laguna de Las Moreras y los Saladares del Guadalentín son espacios protegidos en la Red Natura 2000, estratégicamente ubicados entre el Parque Natural El Hondo y los humedales andaluces.

El Gobierno regional, en colaboración con entidades conservacionistas, está implementando acciones para restaurar los humedales y controlar la calidad del agua, así como liberar ejemplares para fortalecer las poblaciones naturales de la cerceta pardilla.

Mantente actualizado de las noticias de Cartagena en nuestro Twitter e Instagram