El desafío CanSat reúne a más de un centenar de jóvenes de toda España en la Base Aérea de Alcantarilla, donde el presidente López Miras destaca la importancia de potenciar las vocaciones en ciencia y tecnología entre los jóvenes murcianos

La Región de Murcia ha sido el escenario de la competencia de construcción de mini satélites de la Agencia Espacial Europea, conocida como desafío CanSat 2024, donde el presidente de la Comunidad, Fernando López Miras, se unió a 112 estudiantes de toda España. Esta competición desafía a los jóvenes a construir una réplica de un satélite real del tamaño de una lata de refresco.

El evento, que por primera vez se celebró en la Base Aérea de Alcantarilla, busca incentivar las vocaciones en ciencia y tecnología entre los jóvenes de la Región de Murcia, según destacó López Miras.

Durante dos días, la Región de Murcia se convirtió en el punto central de uno de los principales proyectos educativos de la Agencia Espacial Europea, encargada del desarrollo de lanzadores, satélites y la infraestructura terrestre necesaria para mantener a Europa en la vanguardia de las actividades espaciales.

El concurso contó con la participación de estudiantes de Secundaria, Bachillerato y Formación Profesional de 17 equipos representando a diferentes comunidades autónomas, así como el equipo ASTRA, compuesto por alumnos de Famdif, federación que agrupa a asociaciones para personas con discapacidad física y orgánica en la Región de Murcia.

El objetivo principal de este programa de la Agencia Espacial Europea es fomentar las vocaciones en estudios y profesiones científicas y tecnológicas, con el fin de aumentar el interés por las áreas de ciencias, tecnologías, ingeniería y matemáticas entre los estudiantes.

La competencia y el futuro

El equipo ganador de la fase nacional CanSat 2024 participará en el programa europeo ‘Ingeniero espacial por un día’, que se llevará a cabo en el Centro Europeo de Investigación y Tecnología Espacial en los Países Bajos en junio de 2024, donde la Agencia Espacial Europea realiza labores de I+D.

Durante la competencia en la Base de Alcantarilla, se llevaron a cabo pruebas técnicas y los lanzamientos de los mini satélites, los cuales debían realizar misiones y aterrizar de forma segura tras ser lanzados por un cohete a una altura de entre 500 y 1.000 metros.

Los proyectos presentados fueron evaluados por un jurado, que tuvo en cuenta aspectos técnicos, científicos, competencias profesionales, difusión y financiación del proyecto para otorgar diferentes premios, incluyendo el galardón al ‘Mejor proyecto CanSat’.

Mantente actualizado de las noticias de Cartagena en nuestro Twitter e Instagram